Javier Limón: “El flamenco tiene como única salida que se haga” – abcdesevilla.es

abcMagos Herrera y Javier LimónMagos & Limón es la nueva aventura sonora en la que se ha embarcado Javier Limón. Porque, como él mismo distingue, una cosa es cuando es contratado como productor a cambio de dinero, y otra cuando él se implica en un proyecto que considera personal, al que es arrastrado por su infinita curiosidad musical.

En esta ocasión la artista escogida ha sido la cantante de origen mexicano y residente en Nueva York Magos Herrera. Su voz profunda dialoga con la guitarra de Javier en el idioma mixto del flamenco y el jazz. Un encuentro en la intimidad, despojado de adornos, buscando esa sencillez tan complicada de cuadrar.

-¿Por qué escogisteis esa sobriedad musical para el disco? ¿Esa idea estaba clara desde el principio?

-Magos: Soy una cantante que vengo de la canción. De cantar canciones en mi casa, en cumpleaños, en navidades, con mi prima tocando la guitarra…cuando la música no es profesional. La música es básicamente para mí esencial. Una necesidad humana.

«Parece mentira que un disco hecho solo a voz y guitarra sea una novedad»-Javier: Yo vengo del flamenco, donde en el sur, en Huelva (Andalucía) , la gente siempre canta de manera popular. Luego nos profesionalizamos, pero este disco es como volver al origen. ¿Cuándo empezamos en esto? Cuando la música era una parte más de nuestra vida, de nuestras rutinas diarias. Una vez dicho esto, lo que parece mentira es que un disco hecho sólo a guitarra y voz sea una novedad y una vanguardia. Es porque los discos hoy en día están demasiado sobreproducidos.

-¿Cómo ha sido el diálogo entre voz y guitarra? No es común en el mundo del jazz, más bien lo es del flamenco.

-Magos: Hoy en día, en las formaciones vanguardistas de jazz, encontramos más tríos, cuartetos, quintetos, big band, etcétera

-Javier: hace 30 o 40 años que no escucho un disco de flamenco sólo a voz y guitarra. De flamenco bueno y de máxima calidad, que haya calado y que sea referencial. Todos ya tienen cajón, palmas… este disco no es un disco flamenco, pero sí guarda esa esencia de austeridad.

-¿Cómo se ha sentido Magos Herrera con este formato?

-Magos: Volviendo a la pregunta original, he dicho varias veces que Javier me regresó al formato de canción y a ser más cantante que improvisadora.

-¿Qué destacaría Javier Limón de la voz de Magos Herrera?

-Javier: Bueno, este es un disco básicamente de voz. Magos es mucho mejor cantante que yo guitarrista, lo que pasa es que yo soy productor y me busco la vida para ser original. Aparte, hemos decidido utilizar mi atractivo físico como gancho para vender discos (se ríen). Pero no está justificado musicalmente que sea un dúo (Magos ríe).

-¿Y Magos Herrera de la guitarra, producción y forma de trabajar de Javier?

-Magos: Necesito alguien como Javier para trabajar porque de repente soy muy «avionada» y en el ejercicio jazzístico uno puede estar horas en un bar improvisando. Javier, en cierto sentido, me ha aterrizado a nivel producción, ideas, a nivel congruencia, claridad, objetividad de cómo queremos que suene el disco. Digamos que me ancla.

-Jazz y flamenco llevan muchos años entendiéndose. ¿Qué caminos va a tomar en el futuro esta fusión, o cuáles son los que más le interesan a Javier Limón?

«Me llama más la atención desubrir un talento y producir a alguien nuevo que a un gran artista superventas».-Javier: El jazz y el flamenco siempre se van a entender como la música africana y toda la música de raíz. Creo que una gran aportación de este disco son las canciones brasileñas. Veo la canción brasileña como un gran repertorio sobre el que trabajar. Probablemente ahora mucha gente empezará a hacer canción brasileña, pero Magos lleva haciéndola muchos años. Creo que el flamenco tiene como única salida el enriquecimiento armónico, rítmico y la sencillez. Buscar que cada vez sea más sencillo, se grite menos, se hagan menos giros, menos notitas, menos tembleque y menos vibrato de la voz y se puedan cantar simplemente palabras bonitas, melodías bonitas y armonías bonitas. Buscar la sencillez y la austeridad. Creo que el flamenco peca de sobreornamentación.

-Javier Limón está investigando últimamente con muchos artistas, de muy diferente procedencia. ¿Cuál es el motor, la motivación de esta constante inquietud?

-Javier: Produzco a todo el mundo que me contrata. Tú me pagas el sueldo y yo produzco el disco. No tiene ningún tipo de criterio artístico. Otra cosa son los proyectos en los que yo me meto. Pero desde siempre a mí me ha llamado mucho más la atención producir a alguien nuevo que aparece y descubrir talento y chavales jóvenes, que acudir a un gran artista superventas y hacer una producción de ese tipo.

Ahora mismo, básicamente Magos y yo vamos a hacer una trilogía . Este es sólo el principio. En los próximos años voy a ser básicamente el que le lleva las maletas a Magos (Magos ríe).

No sabemos cuál es el motor ni la motivación de esta constante inquietud. Probablemente la insatisfacción en general.

«Serán necesarias varias décadas para que el flamenco se recupere de la falta de Paco de Lucía»Lo que sí sabemos es cuál no es el motor ni la motivación. No es el dinero. A nosotros no nos motiva el dinero. Si no, haríamos otro tipo de música. Lo que le recomiendo a la gente que empieza, aunque no me lo hayan preguntado (Magos ríe), es que piensen en hacer básicamente buena música de calidad. Si es verdad que antiguamente los artistas vivían en un mercado local, nacional, pero Magos y yo somos conscientes de que hoy hacemos un tipo de música que le tiene que gustar a un señor de Londres, un señor de México, otro de Nueva York, otro de Brasil… hoy en día ser artista solo con un mercado nacional, no da de sí.

-Magos: Creo que la inquietud que puede tener cualquier persona creativa. Siempre estás necesitando expresar lo que pasa por tu mundo interno.

-Javier: La motivación para buscar muchos artistas de diferente procedencia, en mi caso, es que como no soy un buen instrumentista como tal, creo que el conocimiento es la única cosa que puede suplir la falta de técnica. Creo que mi carencia como instrumentista me hace tener una curiosidad brutal y abominable. Soy un buscador insaciable de belleza humana, básicamente sexual y musical.

-¿Todavía pesa el impacto de la muerte de Paco de Lucía?

-La ausencia de Paco de Lucía ha dejado al flamenco con un vacío patente. Nadie sabe muy bien por donde va a evolucionar y hacia dónde va. Suponemos que serán necesarias varias décadas al menos para que el flamenco se recupere de la falta de Paco de Lucía, haga «reset» y aparezcan nuevas primeras figuras con la ilusión, descaro y desapego al pasado, necesarios para revolucionar de nuevo este maravilloso arte. Personalmente, echo de menos poder llamarle borracho para piropearle de madrugada.

See on www.abc.es

Advertisements
This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.